Infancia

Sueño. Pienso. Concibo. Creo.

Cada segundo transcurre como un granito de arena que se desliza entre mis dedos
, mientras trato de cogerlo incapaz de hacerlo. Intento despejar mi mente pero no puedo. El tiempo pasa, y yo cada día estoy más lejos de lo que deseo, de lo que me habría gustado conseguir. Lo siento, lo quiero, pero ahora tengo la certeza de que nunca lo lograré. Añoro la época de castillos de ilusiones, y magia de ensueño, una era de imaginación desbordante plagando mi vida, llenando cada oscuro recoveco que pudiera quedar en mi alma. Aunque en esos momentos, pocos había. Ahora estoy aquí, rememorando mi infancia, extrañando recuerdos y momentos que fluyen como estrellas fugaces por mi mente, tan rápidos que apenas soy capaz de captarlos.

Comentarios

  1. poético, plagado de sentimientos, como siempre.. me encantas




    Misha..*

    ResponderEliminar
  2. muy bonito, podrías dedicarte a esto, ya sabes ser reconocido despues de muerto, eos tiene que molar :D es coña ya pensaremos :)

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Comenta si tienes tiempo y si quieres, de otra manera...¡da lo mismo!

Entradas populares de este blog

Para ver el mundo en un grano de arena...

Lobo solitario

Déjame en paz, futuro